Está dirigido a niños de 0 a 6 años de edad, con estado de desnutrición crónica o aguda o que pertenecen a una familia de escasos recursos económicos, pues su objetivo principal es contribuir a la disminución de la desnutrición en el país.

Este programa está realizado en coordinación con la fundación Cáritas Arquidiocesana, por medio de capacitaciones a las juntas directivas comunitarias, principalmente hacia madres de familia.

Dentro de los temas tratados en las capacitaciones se encuentran el control de peso y talla de los niños, control de la tarjeta de vacunación, observación y control sobre la frecuencia de enfermedades, además cuentan con espacios de consultas con personal médico y entrega de alimentos.

A las madres participantes en el programa, se les ofrece también la formación como líderes comunitarias con un programa de dos años de duración. Los temas impartidos en esta formación son de índole en liderazgo comunitario, derechos de la niñez y la mujer, organización comunitaria, identidad cultural.