/ febrero 8, 2019

Esta semana finalizó el programa Materno Infantil ciclo 2018/19, que trabaja y contribuye a la reducción de desnutrición infantil en la región, el cual es desarrollado por la Asociación Congregación Hermanas Misioneras del Sagrado Corazón de Jesús y Cáritas Arquideocesana.

Durante el año se atendieron casos de niñas y niños con desnutrición crónica y aguda de diferentes comunidades que conforman Bárcena, Villa Nueva.

Las personas que integran este programa asisten a una reunión mensual donde se realiza un control de peso y talla en los niños, además de contar con capacitación y entrega de insumos dirigidos a mejorar el cuadro de salud.

Compartir esta entrada